Saturday, August 05, 2017

El secreto del éxito en ajedrez



Todos los ajedrecistas queremos jugar mejor, triunfar en nuestras partidas, ganar premios, ser reconocidos en el arte del ajedrez, etcétera. Pero la realidad es que la mayoría no llega a cumplir sus sueños. ¿Cuál es la razón? ¿Falta de talento? ¿De motivación? ¿De un entorno adecuado? Puede ser que haya una serie de elementos para llegar a jugar un gran ajedrez, pero finalmente parece ser una cuestión de esfuerzo personal. Tal vez todo tenga que ver con un trabajo contínuo, sistemático, disciplinado. Es difícil llegar a hacer algo bien si uno no pone todo su empeño para lograrlo. Y el ajedrez tiene -como muchos otros artes y ciencias- esta dificultad. La Diosa del ajedrez, Caissa, es muy celosa, y no permite distracciones ni desinterés, el cual se paga con la derrota.

Tenemos el caso de grandes ajedrecistas que empezaron muy jóvenes y que alcanzaron el títulode gran maestro siendo quinceañeros. Podríamos hablar de talento en extremo porque la meta está muy alta, pero pudiese ser que no lo estuviese tanto si se hace un trabajo cuidadoso. Un ejemplo de ello lo tenemos en las hermanas Polgar, quienes las tres, llegaron a los grandes niveles de ajedrez. Una de las razones es que su padre, Laszlo Polgar, decidió educarlas desde pequeñas bajo la teoría que trabajando sobre un tema, las chicas podrían llegar a ser excelentes en ese tema. El papá Polgar demostró sus asertos no con una de sus hijas, sino con las tres. Y por ahí se dice que está el libro llamado “Educando genios”, del propio Laszlo Polgar, aunque parece eludir todos los intentos de encontrarlo por Internet para adquirirlo.

Susan Polgar, la mayor de las hijas, logró ser gran maestra y campeona mundial. He aquí sus palabras sobre el secreto de su éxito en ajedrez: “Se me pregunta con frecuencia ¿cuál es el secreto para el éxito en ajedrez? ¿La respuesta? Trabajar más duro e inteligentemente que los otros competidores. Cuando yo jugaba, mientras otros dormían, yo entrenaba. Mientras otros iban al cine, yo entrenaba. Mientras otros se iban de vacaciones, yo entrenaba. Mientras otros iban a conciertos, yo entrenaba. Mientras otros salían con amigos, yo entrenaba. Mientras otros iban a clubes nocturnos y discotecas, yo entrenaba... No sólo entrenaba en el tablero de ajedrez. Hacía todo lo posible para mejorar mi capacidad física. No fumo, no bebo, no tomo drogas. Trato de comer sanamente y hago diligentemente ejercicio.

¿Los resultados? Me convertí en la mujer #1 en el ranking mundial a la edad de 15 años y me mantuve entre las tres primeras por 25 años. Fui la primera mujer en hacer el título de gran maestro (entre los hombres). Primer jugador, hombre o mujer, que gana la triple corona (el mundial de rápidas, de blitz y el campoenato clásico). Gané al menos dos medallas en cada olimpiada, totalizando 5 de oro, 4 de plata y 1 de bronce y tuve 56 partidas sin perder.

¿Tenía yo talento “natural” para el ajedrez? No realmente. Pero lo logré gracias a mis hábitos para trabajar, enfocarme en lo que quería y en la disciplina. Y ahora yo repito el mismo proceso como entrenadora. “Es fácil. ¡Cualquiera puede hacerlo!”

Notables las palabras de Susan Polgar. Muhammad Alí, Cassius Clay, lo habría puesto más brevemente: “Entrena cuando ellos duermen. Estudia cuando ellos se divierten. Persevera cuando ellos descansan. Entonces vive lo que ellos sueñan”.

Que quede para la reflexión.

2 comments:

Juan Manuel Sánchez said...

Hola, gracias por el tip de este libro, creo que lo encontré en PDF y en inglés.
Primero di con este hilo en Reddit https://goo.gl/1od1Tk
Donde comentan que hay una edición en esperanto y que es posible que exista una nueva edición
Buscando la nueva edición me encontré con, la que al parecer es, una traducción publicada en julio de este año a partir de la traducción en esperanto http://slatestarcodex.com/Stuff/genius.pdf además el traductor la ofrece gratis para uso personal

De nuevo gracias.

Morsa said...

Juan Manuel,
Estoy asombrado de tu hallazgo, es increíble que ya alguien lo haya traducido y que lo ofrezca gratis. Es un libro que he buscado por mucho tiempo. Te agradezco que me hayas escrito.
saludos
Manuel